Estrategias de Migración Cloud

Descubre nuestra última entrega y muchas más sobre Cloud e Infraestructuras suscribiéndote a nuestra newsletter

Gestión y optimización de costes

¿Para qué sirve el almacenamiento en la nube?


El almacenamiento en la nube es un servicio ofrecido por terceros para almacenar datos en un sistema externo que permite transferirlos mediante Internet o de otra red. Este servicio es muy útil para las empresas como solución comercial de una copia de seguridad remota para que pueda almacenar y transferir archivos de datos, o compartirlos entre ubicaciones, de forma segura.

Estos sistemas de almacenamiento suelen ser escalables para poder adaptarse a las necesidades de su organización, son accesibles desde cualquier lugar o dispositivo sin necesidad de aplicaciones.

Las empresas disponen de tres modelos principales para elegir: un servicio de almacenamiento en nube pública, adecuado para datos no estructurados; un servicio de almacenamiento en nube privada, que puede estar protegido detrás de un firewall de la compañía para tener más control sobre los datos; y un servicio de almacenamiento en nube híbrida, que combina servicios de almacenamiento en nube pública y privada para ofrecer una mayor flexibilidad.


¿Qué son los Servicios Cloud?

Existen 3 modelos principales de almacenamiento en la nube:

  • Público. Este modelo tiene un menor coste y no requiere mantenimiento por parte de la empresa, es propiedad de un proveedor externo que se encarga de gestionarlo. Es el más adecuado para datos no estructurados
  • Privado. A diferencia del anterior, en este modelo el mantenimiento y la gestión de los servicios y la infraestructura son por parte de la empresa. Tiene mayor seguridad y control sobre los datos, además es propiedad exclusiva de la empresa.
  • Híbrido. Combina los servicios del modelo público y privado para ofrecer las ventajas de ambas modalidades. Requiere una gestión interna como el modelo privado manteniendo la seguridad de los datos, y ofrece la alta escalabilidad del modelo público.

Qualoom, Partner de Amazon Web Services


Infraestructuras Cloud en Amazon Web Services y Azure

Las infraestructuras cloud en AWS son de las más seguras, amplias y confiables, ofrece una gran variedad de servicios desde varios centros de servicios repartidos por todo el mundo.

Las infraestructuras en la nube en Azure ofrecen una solución sostenible y de confianza formada por 2 elementos clave: las infraestructuras físicas y los componentes de red conectados.

Entre los principales beneficios de ambas opciones se pueden destacar:

  • Los requisitos de seguridad más exigentes que garantizan la confidencialidad, integridad y disponibilidad de los datos a través de la red global
  • Amplia disponibilidad de red de cualquier proveedor cloud
  • Alto rendimiento gracias a la baja latencia, baja pérdida de paquetes y alta calidad de la red
  • Presencia global
  • Alta escalabilidad
  • Flexibilidad de elección sobre cómo y dónde ejecutar las cargas de trabajo